La estructura social que creó la pandemia

Por Lic. Jessica Flores


La “nueva normalidad” como su nombre lo indica está fundada en nuevas formas de conducta social apoyado en reglamentos y normas que se aplican para evitar un contagio del Covid-19, como salir de casa e ingresar a lugares públicos con las medidas de prevención adecuadas que son: el uso de cubrebocas, lavarse las manos constantemente, el uso de gel antibacterial, opcional guantes y careta, la sana distancia, el contacto físico y en todos los espacios públicos la sanitizacion diaria de las áreas internas y externas.

Esta nueva normalidad cambió la forma de laborar de muchas personas en el mundo, teniendo que trabajar desde casa en su computadora o tableta, a lo que llamamos Home office, algunas personas al perder sus empleos tuvieron que tomar acción de su propio ingreso económico y vender a través de redes sociales, apps y páginas web servicios y mercancías diversas con la facilidad de llevar a domicilio.

De igual manera, esto está repercutiendo en las nuevas generaciones de estudiantes debido a que estaban acostumbrados a las clases presenciales y privilegios que esto conlleva como son comida, educación física, así como la convivencia social entre los estudiantes y maestros, ya que ahora las clases las tienen por zoom y por televisión en canales abiertos sin la práctica y asesoría personal que brinda un maestro, cambiándola por la asesoría de los padres o tutores o la lucidez de cada alumno.

También debemos acostumbrarnos a ya no tener fiestas o reuniones con cierto número de personas y con 1.5 metros de separación, por lo que muchos han recurrido a las videollamadas o videoconferencias para así poder estar en contacto con sus seres queridos.

Todo esto llevó a la tecnología a un crecimiento acelerado por la demanda generada en el uso de apps que nos facilitan los movimientos bancarios sin el uso de efectivo, compras y pagos en cualquier momento y lugar, servicios a domicilio, noticias sobre el coronavirus, etc todo a través de un smartphone para evitar salir de casa, siendo una forma más rápida y segura.


A todo esto, la reincorporación social está a cargo de las autoridades ya que indican por medio del semáforo de riesgo epidemiológico el grado de contagio en cada zona del país, es por ello que a partir de finales de Marzo comenzamos el proceso de adaptación a esta nueva normalidad, con la incertidumbre de si la vacuna que proporcionen nos permita regresar al estilo de vida que llevábamos antes de la pandemia.  



47 vistas