¿De dónde provienen las partículas suspendidas?🏭

Por: I.Q.I Itzel López.


Ya hablamos sobre qué son las partículas suspendidas en el aire (PM de “particulate mater”), la importancia de que sean medidas y de qué se componen, pero exactamente, ¿De dónde provienen todas esas partículas?


En el blog anterior abordamos la composición química de las partículas suspendidas, pero de dónde provienen todos esos compuestos orgánicos e inorgánicos y ¿Cómo es que llegan a estar presentes en la atmosfera en tan pequeños pero perjudiciales tamaños?


Recordemos que las partículas suspendidas son un contaminante (pero no todo contaminante es una partícula suspendida) y las fuentes de emisión de los contaminantes se clasifican de manera más común en fuentes antropogénicas y fuentes naturales.




Fuentes antropogénicas


Se refiere a las actividades que realiza el hombre, de las cuales se desprenden los contaminantes debido a las reacciones que se llevan a cabo durante la manipulación de todo lo involucrado en dichas actividades, por ejemplo: emisiones provenientes de la industria, automóviles, construcciones, tortillerías, quemas agrícolas, etc. Para explicar de manera detallada su procedencia, existe la siguiente subclasificación:


Fuentes fijas o estacionarias


Aquí se agrupan todas las actividades de la industria ya sea para la obtención de un producto, servicio o toda actividad industrial que implique la generación de emisiones a la atmosfera. La instalación debe estar establecida en un solo lugar.


La emisión de las partículas se puede dar por la combustión o como resultado de los procesos que se realizan en dichas fuentes.


La emisión de las partículas por combustión depende mucho del combustible utilizado, por ejemplo, en plantas generadoras de electricidad en donde es común que utilicen carbón.


En cuanto a los procesos industriales, se han registrado los siguientes mecanismos a partir de los cuales se tienen emisiones:


a) Molienda, abrasión y trituración de materiales (por ejemplo, durante la molienda de los materiales utilizados para producir cemento).


b) La vaporización de materia volátil por calentamiento del material (como ejemplo, los hornos de vidrio y de metales no ferrosos).


c) El arrastre de partículas finas en flujos de gases (al secar compuestos químicos por atomización).


Fuentes de Área


Son fuentes que individualmente son pequeñas (en cuanto a las emisiones que generan) pero que, de forma colectiva al ser numerosas, constituyen un porcentaje considerable como fuente de contaminantes. Además, estas fuentes no pueden ser clasificadas efectivamente como fuentes fijas por lo que todas aquellas que no entren como fuente estacionaria, pero sea resultado de las actividades del hombre, se enlistan aquí. Así tenemos ejemplos como: casas habitación, actividades de construcción, quemas agrícolas, gasolineras, lavanderías, etc.


Fuentes móviles


Aquí encontramos a todo tipo de vehículos que posean motores de combustión o un sistema parecido que genere contaminantes atmosféricos por la combustión y evaporación de los combustibles. Entre las fuentes móviles podemos encontrar los tractocamiones, autobuses, automóviles, motocicletas, aviones, ferrocarriles, tranvías, embarcaciones, equipo y maquinarias.


Fuentes naturales


Emisiones que se integran a la atmosfera por aquellos procesos naturales en la vegetación y en los suelos. Cabe aclarar que en ninguno de los procesos debe de tener influencia directamente las actividades de los seres humanos, para poder considerarse una fuente natural. Las fuentes naturales también se dividen en 2 grupos:


Fuentes biogénicas


Son la fuente de contaminantes que la vegetación (pastos, cultivos, bosques, arbustos, etc.) envía a la atmósfera, por lo tanto, se trata de compuestos orgánicos volátiles.


Fuentes geogénicas (del suelo)


Principalmente por el ciclo biogeoquímico del nitrógeno, aunque los fertilizantes utilizados en la agricultura también contribuyen con la cantidad de nitrógeno que se debe desnitrificar (el paso del nitrógeno presente en sales a nitrógeno gaseoso) aunado a las prácticas de cultivo que se adoptan actualmente.


En el caso de emisión de partículas suspendidas, solamente contribuyen las fuentes geogénicas ya que las biogénicas hacen referencia a gases principalmente. Aún se mantiene en debate que los incendios forestales como la erosión eólica formen parte de las fuentes naturales, en los primeros se habla de que existen muchos incendios que son provocados por el hombre. En el caso de la erosión, se debe de tener en cuenta que eso sucede en suelos perturbados por el hombre, lo cual, los regresa a la primera clasificación: fuentes antropogénicas de área.


De acuerdo a datos obtenidos en el inventario nacional de emisiones en México en el 2005, se puede observar que para la emisión de partículas 𝑃𝑀10 y 𝑃𝑀2.5, las fuentes que más contribuyen son las fuentes fijas y fuentes de área, dejando con un pequeño porcentaje (hasta esas fechas) las fuentes móviles. Por lo que no únicamente la solución para mejorar la calidad del aire en nuestros alrededores depende de dejar de utilizarlos. En las siguientes figuras, podremos observar un poco más detalladamente, qué actividad o industria contribuye para tener esos altos porcentajes de emisiones por fuentes fijas y de área para las 𝑃𝑀2.5 ya que este tamaño de partículas y menores a ella, tienen un impacto mayor en la salud.



Para las fuentes fijas podemos observar que una de las industrias que mayor contribuyen es la industria de alimentos y bebidas, seguida de la de generación de energía eléctrica. En el caso de las fuentes de área, la actividad que mayor contribuye es el quemado de combustibles, seguida de la actividad agropecuaria.




Esto nos debería de invitar a una reflexión de qué actividades hacemos en nuestra vida diaria que sin saberlo (al menos antes de que encontraras este blog), contribuye a la emisión de partículas que dañan nuestro propio sistema respiratorio y deterioran nuestra salud. A primera vista, únicamente podríamos reducir las emisiones de las fuentes de área pero también podemos reducir las emisiones de las fuentes fijas, midiendo nuestro consumo de productos que son procesados por las industrias que son principalmente emisoras; al igual que medir nuestro uso de energía eléctrica siguiendo todos los consejos que suelen darnos: desconectar aparatos que no estén en uso, apagar las luces que no nos sean útiles, revisar que nuestros aparatos funcionen bien para evitar que consuman de más o tengamos que dejarlos conectados para que funcionen.


Si no te motiva el cuidado del medio ambiente para dejar de consumir de manera descontrolada los productos y servicios anteriormente mencionados, ahora hazlo por tú propia salud y la de los que más quieres. Recuerda que, si no existe tanta demanda, no será necesario realizar los procesos que normalmente se hacen y así se evitará la emisión de estas partículas dañinas.


Referencias Bibliográficas:


  • Inventario Nacional de Emisiones de Contaminantes Criterio INEM. www.gob.mx

https://gob.mx/semarnat/acciones-y-programas/inventario-nacional-de-emisiones-de-contaminantes-criterio-inem




11 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo